30.5.09

Michetti, comadre

¿Alguien le oyó alguna vez una idea a Gabriela Michetti? ¿Alguien dudó alguna vez que iba a ser candidata a diputada? ¿Alguien duda que va a ser candidata a jefa de Gobierno cuando Mauri vaya por la presidencia (si antes no sufre un "achidente" colombiano)?

Nota en Clarín de hoy, con tantas joyitas...



En una extensa entrevista con grupo de periodistas en la redacción de Clarín, Michetti desplegó esta semana toda su informalidad: se definió como "obse" o "hincha pelotas" cuando "labura"; calificó de "hecho torta" al Estado porteño que recibió el PRO; admitió que pudieron ser "ingenuos o medio pelotudos" por creer que iban a llevarse bien con los Kirchner.

"Mirá, yo... esto es absolutamente difícil para mí. Si vos me preguntabas hace seis meses si iba a dejar mi mandato de vicejefa, yo te decía que no, que estaba convencida de que tenía que estar cuatro años".

Sus críticas a la falta de apego a cuestiones institucionales del kirchnerismo, contrasta con su reticencia a presidir las sesiones de la Legislatura, como establece la Constitución para el vicejefe. ¿No es eso una desprolijidad? "Yo siento que no y tengo la conciencia muy tranquila. Por que yo en la campaña lo dije. Que no iba a asumir la función de conductora formal de la Legislatura."

"Tuvimos una deficiencia importante en los diagnósticos".

Se asume como "una exponente muy poco representativa" para hablar de cuestiones de género. "Para las feministas soy un problema porque no le doy mucha pelota a ese tema", reconoció.

En noviembre de 1994, un accidente automovilístico le quitó movilidad a sus piernas. ¿Le ayudó su discapacidad en la política? No lo sé. No tengo la menor idea- fue su primera respuesta. Luego contó que se puso a estudiar sobre discapacidad, que viajó a Inglaterra a especializarse. "Por ahí el hecho de que las personas vean a alguien que pasó por una situación crítica y la pudo superar, o la vive más naturalmente... 'Mirá esta chica, tiene fortaleza'. Tal vez me jugó a favor..."