17.6.04

Edizión

Reflexiones conservadoras sobre la decadencia de la edición (parte I).
¿Ya no quedan traductores/editores/correctores?
Quizás, así como van desapareciendo los lectores.
Hace poco, en un libro de traducción reciente (que no voy a mencionar, por pacto de silencio corporativo), entre los muchos "consistente" (en lugar de "coherente"; falso amigo por el inglés consistent) y "eventualmente" (en lugar de "finalmente"; ídem por eventually), se deslizó un gracioso "la Invencible Armada".
Recién acabo de ver en otro libro (editado en España) una insólita versión del título del clásico pacifista de Erich Maria Remarque Im Westen nichts Neues: "Nada nuevo en Occidente" (!!!). Ni el traductor ni el editor (seguramente tampoco los lectores) parecen haber oído hablar alguna vez de Sin novedad en el frente.