29.4.04

Un hombre se está muriendo y le preguntan de qué está orgulloso. “De haber leído Los demonios, de Dostoievsky”, contesta.