29.7.05

Cuentos del Rin/3

Johanissberg, el nombre del pueblito, significa algo así como “monte de (san) Juan”. También es el nombre del castillo que domina, precisamente desde el monte, un hermoso paisaje que desciende, por los viñedos, hacia el Rin.
Según me cuenta nuestro anfitrión, el Schloss ya fue vendido a un multimillonario, pero la última baronesa Von Metternich aún habita un ala del edificio, privilegio que cesará con su muerte, quizás próxima.
Mientras tanto, la muy anciana señora conduce un impecable, modernísimo BMW por las colinas y los valles del lugar, una y otra vez, quizás saludando amablemente a los pobladores, y escribe versos que publica en lujosas ediciones de autor.
Nuestro anfitrión, como sacerdote del pueblo, ha merecido un ejemplar dedicado, cuyas hojas recorro, sin entender.