22.5.04

Calibán

"... el deforme Calibán, a quien Próspero robara su isla, esclavizara y enseñara el lenguaje, lo increpa: 'Me enseñaron su lengua, y de ello obtuve / el saber maldecir. ¡La roja plaga / caiga en ustedes, por esa enseñanza!'(La tempestad, acto I, escena 2.)
(...)
Próspero invadió las islas, mató a nuestros ancestros, esclavizó a Calibán y le enseñó su idioma para entenderse con él: ¿Qué otra cosa puede hacer Calibán sino utilizar ese mismo idioma para maldecir, para desear que caiga sobre él la 'roja plaga'? No conozco otra metáfora más acertada de nuestra situación cultural, de nuestra realidad" (Roberto Fernández Retamar, Todo Calibán).